¿ES HORA DE QUITAR EL PAÑAL?

Varios pañales

Ésta es una pregunta, que antes o después, todos los padres nos hacemos ¿es hora de quitar el pañal?. En muchos casos, el ritmo queda marcado por la entrada al cole, tema que puede agobiar un poco a los padres en el caso de que el pequeño no esté preparado.

Por lo tanto, la primera pregunta que nos debemos plantear antes de realizar la operación de quitar el pañal es, ¿está listo?

quitar pañales

Las prisas no son buenas, y menos en el tema de la crianza. Nos pueden llevar a fracasar, o a que el proceso sea más largo y costoso, con la consiguiente frustración por parte de los padres y de los pequeños.

La mayoría de los padres, la retirada del pañal, es una de las etapas que esperamos con más ganas, porque supone darle un grado más de independencia a nuestros hijos, y porque nos supone un ahorro tanto económico como energético (cuántos pañales podemos cambiar a lo largo del día????) Pero como en cada uno de los pasos en cuanto a desarrollo y maduración que darán nuestros retoños, deberemos respetar su ritmo, sin agobiarnos o agobiarlos, esperando a que estén preparados y acompañarlos, instruirlos y ayudarlos en el proceso, sin atosigar.

Existen una serie de evidencias que nos ayudarán a determinar si nuestros hijos están preparados:

  • Anticipa el proceso: cuando va a hacer pipí o caca sabe lo que va a ocurrir y te lo hace saber con palabras o gestos.
  • Se interesa por el baño, cuando nos ve a nosotros o a algún hermano mayor, sabe para lo que sirve.
  • Da señales de que se quiere quitar del pañal o de que se siente molesto cuando está mojado.
  • Aguanta unas horas seco, sin hacer pipí, signo inequívoco de que sus músculos de la vejiga se están fortaleciendo.

Así que llegados a éste punto ¿estamos preparados?

Debemos mentalizarnos y no desmoralizarnos si el proceso es un poco más largo de lo que nos gustaría: implicará mil cambios de ropa, limpiezas, etc pero calma, Roma no se conquistó en un día, ¿verdad?

Otro punto a tener en cuenta, y según recomiendan los psicólogos infantiles, es que debemos procurar hacer cada uno de los cambios de uno en uno: la llegada de un nuevo hermano, un cambio de habitación, una mudanza, etc. Cualquiera de estos sucesos, para nosotros insignificantes, pueden hacer que el pequeño se estrese y que la operación retirada de pañal sea más complicada de lo que debería.

Existen una serie de trucos que a nosotros nos fueron genial:

  • Lo ideal es empezar en una temporada cálida: primavera o verano. Estar mojado, en ocasiones con el culete al aire y poner varias lavadoras al día será mucho más fácil con un buen clima.
  • ponernos un reloj, y a cada hora ofrecerles ir al baño. A veces, con el juego, se les olvida completamente. Esto, unido a que aún son un poco inmaduros y no controlan la sensación de vejiga llena, hace que si no estamos pendientes las fugas sean mayores.
  • Elegir juntos una ropa interior bonita, que les guste: ir a la tienda y que ellos elijan su ropa interior de los dibujos animados o colores que más les gusten. Todo refuerzo positivo nos ayudará en el proceso.
  • Adquirir un orinal atrayente, motivador y de acuerdo con su tamaño.

quitar pañal

¿y por la noche?

Aquí planteamos otra cuestión. Hay quién postula que al mes y medio aproximadamente de quitar el pañal de día, otros que a la vez, otros a los tres meses, etc., es decir, cuando veamos que controla completamente de día.

Nuestra opinión es: cuando amanecen con el pañal seco por la mañana. Y antes o después lo harán (hacia los 5 años, más del 70% de los niños están secos durante toda la noche), pero intentar quitarlo demasiado pronto creemos que como siempre, nos llevará a frustraciones innecesarias, y en esté caso, perdida de sueño y calidad de descanso.

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *